Covadonga: Corazón de Asturias

Covadonga, lugar de culto y peregrinación, un santuario dedicado a la Virgen María. Conoce nuestra historia y los monumentos que allí se encuentran.
Basílica de Covadonga

Covadonga es un lugar de culto y peregrinación, un santuario dedicado a la Virgen María, patrona de Asturias, y un lugar de especial significación histórica para la historia de Asturias y de España. Fue en este lugar donde comenzó el movimiento histórico conocido como “Reconquista” al ser el lugar donde un pequeño ejército cristiano derrotó por primera vez al ejército musulmán que había ocupado toda la Península Ibérica en tan solo 8 años. Corría el año 722 y el líder cristiano Don Pelayo, se convierte en el primero de los reyes de un emergente reino llamado Reino de Asturias (primero de los reinos cristianos de la península), germen de la actual monarquía española.

Que ver en Covadonga

    • El campo del Repelao, donde, según la tradición, fue proclamado Pelayo como rey, tal como lo recuerda el Obelisco erigido por mandato de los infantes de España en 1857.
    • Los dos leones en mármol de Carrara, situados a la entrada del Santuraio.
    • En el monte Auseva se encuentra la Santa Cueva, sobre la laguna que genera la cascada del río Deva. En el interior de la cueva se encuentra la imagen de la Virgen (Santina de Covadonga), S. XVIII, que sustituye a la primitiva, destruida en un incendio, en 1777.
      Rodeando a la Virgen, aparecen algunos de los reyes asturianos en una exedra que imita el estilo prerrománico asturiano, obra del orfebre Juan José García, autor también del antipendio del altar en el que se representa la batalla de Covadonga.
      En la misma cueva, se encuentran: una pequeña capilla neorománica, obra de M. Pidal, que sustituyó al antiguo Camarín; dos tumbas: la de Alfonso I y la de Pelayo con su mujer Gaudiosa y su hermana Ermesinda, que originariamente estaban enterrados en Abamia y que fueron trasladados aquí en época de Alfonso X.
    • Debajo de la cascada, la Fuente de los Siete Caños, que según la canción popular asturiana: “… la neña que d’ella bebe, dentro del añu se casa.”
    • Canapé de tiempos de Carlos III, (se accede por las escaleras de la derecha).
    • La Colegiata o Casona de Novenas: Es el edificio más antiguo del Santuario, S. XVI; en el claustro que se configura en su interior aparecen dos sepulturas de abades del S. XI. En la capilla  de San Fernando, se encuentran el retablo barroco, procedente de la iglesia de Sta. María de Valdediós y la imagen de la Virgen del Tríptico.
    • Basílica de Santa María la Real de Covadonga: Construida entre 1877 y 1901 en estilo neo-románico.
      En la puerta de acceso están los bustos de Sanz y Forés y Martínez Vigil, grandes impulsores del templo, ambos del escultor Mariano Benlliure. El interior destacan en el altar dos cuadros: La Proclamación del rey Pelayo de Madrazo y la Anunciación de Carducho. Pero lo más bello es la cripta, proyectada por Roberto Frasinelli, conocido popularmente como El Alemán de Corao, con un original sistema de bóvedas formadas por arcos resaltados con distintos centros.
    • La Hospedería o Mesón de crónicas antiguas, es un precioso caserón. Se construyó en 1763.
    • La Campanona, se encuentra Saliendo de la cueva, a través del túnel. Con un peso de 4.000 Kg., fue primer premio y medalla de oro en la Exposición Universal de París de 1901.
    • Casa de Canónigos: Alberga Biblioteca, Sala de Juntas, Salón del Trono, Casa Capitular, y el Museo del Tesoro, con valiosas joyas de la Virgen.
    • Estatua del Rey Pelayo con la Cruz de Victoria realizada en bronce por Gerardo Zaragoza.

 

 

 

Puedes consultar más información en www.cangasdeonis.es

Santina de Covadonga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × uno =